Descubre las mejores coctelerías de Granada.

Cuando cae la noche, no hay mejor plan que irse a una buena coctelería y disfrutar de la creación de uno de estos lugares tan especiales en Granada. Por eso, te proponemos a continuación algunos lugares que te dejarán con la boca abierta.

Atrévete a conocer las mejores coctelerías de Granada y pasa una noche inolvidable saboreando cócteles que no te dejarán indiferente.

¿Cuáles son las mejores coctelerías de Granada?

Aunque Granada tiene muchísimos locales de ocio nocturno, es cierto que en cuanto a coctelerías el mercado es más pequeñito y selectivo encontrándote con unos locales que tienen un encanto especial y llamativo.

Fontana

El Bar La Fontana se encuentra en la Carrera del Darro, conocida como el “medio kilómetro más bonito del mundo”, puerta de acceso a uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad, el Albayzín y frente a La Alhambra y el Generalife.

Una gran combinación de gastronomía, cócteles y vistas espectaculares. Si estás buscando un lugar inolvidable en el que sorprender a tus acompañantes… La Fontana de Granada no te defraudará.

Coctelería Diamonds

Un lugar bastante íntimo situado cerca de la calle Navas, la parada perfecta para tomar algo antes de salir de fiesta por Granada. Siendo esta coctelería granadina una de las que obtiene mejor puntuación en TripAdvisor, te aconsejamos visitarla una de estas noches.

Propone un cóctel de creación propia: ‘Adiós amigos’, con sabores intensos ideal para aquellos que huyen del dulce en la bebida.

Verdi

Esta coctelería en Granada es tremendamente conocida, sobre todo por si singular decoración que te hará quedarte con la boca abierta nada más cruzar la puerta de la entrada.

Escondida en la calle Sacristía de San Matías. Al entrar, además de su particular decoración en tonos granate y verde oscuro, con decenas de angelitos adornando las paredes, llama la atención una iluminación tenue y una música de fondo que, sobre todo, invitan a pasar un rato espectacular.

Algo muy curioso de este lugar es que el propio dueño es el barman y si algo tiene claro es que conseguir que sus clientes disfruten al máximo de un buen cóctel es esencial. Inició su formación en la coctelería Odeon, en Manhattan, y hace años decidió venir a Granada.

Verdi tiene cuidados hasta los detalles, no habrá rincón donde tus ojos se posen que no te sorprendan con alguna delicada decoración.

Uno de sus cócteles más conocidos es el «anti-gintonic», desafiando el toque amargo que hace que muchos no disfrutren y llevándolo al frescor y el dulzor que el cliente desea.

Alhamar 30

Alhamar 30 es un local de copas perfecto especializado en Gin Tonics y Mojitos ideal para tomar unas copas por la tarde y alargarlo hasta bien entrada la noche, siendo más propicio para hablar.

Con una gran carta de diferentes tipos de mojitos y Gin Tonics, consigue engatusar a cualquiera porque te aseguramos que aquello que desees… Lo tendrás.

Un espacio agradable para el cliente, con un ambiente tranquilo y una terraza cubierta para aquellos que les guste estar a la fresca o que quieran fumar, es un local que permite ir con tu grupo de amigos o en una cita íntima.

Ofrecen una amplia variedad con unos precios muy asequibles, como el ‘Coco Loco’. De origen caribeño, recibe su nombre en honor a uno de sus ingredientes principales: el coco. Un cóctel de tendencia dulce y refrescante que te transportará al mismísimo Caribe.

Alexander

Inaugurado en 1974, este cocktail-bar recibió el premio a Mejor Bar de la zona sur de España en la edición de los premios Coaster Award 2016 de World Class.

Se trata de un espacio muy personal que recuerda a los antiguos clubs señoriales ingleses pero con un toque exótico dado por un interiorismo con flores y hierbas que nos trasladan, dos cócteles después, al Jardín del Edén.

En definitiva, ambiente acogedor y decoración natural que varía con cada estación del año. Alfonso es el bar-tender de Alexander Speakeasy y responsable de combinados como The Glen Modern Cocktail, Wired in Barbados, The Andalusian botanist, Captain Pálido o Tiki silence.

Ofrece una propuesta exótica y tropical, un cóctel complejo en matices, refrescante y fácil de beber. Alfonso Maya reinventa el «Julepe de ron» apoyándose en el uso de rones puros y honestos, fiel reflejo de su compromiso con la misología y el bartending.

Tragofino

Esta coctelería de Granada también conocida como San Matías 30, un espacio amplio en el que pasar una buena tarde o noche disfrutando de los cócteles que ofrecen los carismáticos bartenders.

Aunque una de sus especialidades son los gintonics, otro de sus reclamos principales son sus cócteles.

El cóctel que más triunfa entre sus visitantes es el ‘Daikiri de fresa’, de origen cubano y en su versión más antigua contenía solo ron blanco y zumo de limón.

Rosario Varela

Pese a que esta coctelería se caracteriza por la posibilidad de disfrutar de algunos platos y tapas riquísimas, su carta de cócteles hace que también entre en nuestra lista ya que es uno de los lugares que os recomendamos si queréis pasar un buen rato una noche que salgáis a tomar unas copas.

Siempre lleno de gente, buena música y detalles a lo largo de la estancia que te enamorarán, Rosario Varela es el lugar ideal para venirse con amigos o con una bonita cita.

El cóctel que ofrece Rosario Varela tiene influencias mexicanas, una receta única que no podrás encontrar en otros locales de Granada: el «Chile fresa».

Para disfrutar de la noche en Granada no hace falta más que tener ganas y saber a dónde dirigirse, esperamos que con este listado te animamos a pasar buenos momentos acompañados de un bonito cóctel.

Si quieres más información sobre nuestra ciudad, no olvides que puedes consultar muchísimas cosas en nuestro blog o ponerte en contacto con nosotros para lo que necesites.

Postres típicos de Granada

Seguimos de ruta gastronómica. Acompañanos en esta ocasión, para descubrir los postres tradicionales de Granada, a prueba de los paladares más golosos.

En nuestro último artículo hablamos de los platos más típicos de Granada, entrantes y platos principales, por lo que en esta ocasión queremos continuar con la gastronomía de la provincia y nos centraremos en sus postres, entre los que hemos podido encontrar 8 dulces nada aptos para diabéticos.

Pionono de Santa Fe

Este dulce que cuenta con más de 150 años de historia, es fruto de Ceferino Isla, un devoto repostero que en 1854, queriendo rendir culto al rey y también papa Pío IX (Pío Nono) creó este diminuto manjar tan apreciado en la provincia de Granada. El dulce, aunque a día de hoy cuente con varias adaptaciones de la receta original (pionono de chocolate, pionono de chocolate blanco-vainilla y pionono de mandarina) sigue manteniendo la forma que tanto preocupó a su creador.

El papa Pío, algo rechoncho, ataviado con su balandrán blanco, y su solideo sobre la coronilla, están presentes en esa pequeña representación que Ceferino hizo del papa. El papel blanco que lo protege y sirve de bandeja, representa la capa que cubría al papa; la capa superior de crema azucarada y tostada hace las veces de solideo, y la forma achatada representa la constitución del bien asentado rey.

Aunque pocos granadinos lleguen a conocer la historia, la familia Isla, originaria de Cantabria, le dio a Santa Fe un postre emblemático que sigue ganando adeptos año tras año. Existen tartas de pionono, helados de pionono, e incluso palmeras de pionono. Y es que en Granada nos tomamos muy en serio este postre.

Huesos de santo

Aunque su consumo se extienda por toda la península, en Granada existe una larga tradición de comer estos pequeños y empalagosos dulces hecho a base de mazapán el Día de Todos los Santos, es decir el 1 de noviembre que coincide con la recogida de la almendra.

Este dulce y su particular forma, son famosos tanto en Semana Santa como a principios de noviembre, y se elabora a base de almendras, azúcar, y en ocasiones con patatas. Se hace una masa con estos ingredientes, que después se rellena de una mezcla de yema y azúcar, y se espolvorea con azúcar glasé. Son de reducido tamaño, pero es que su elevado contenido calórico tampoco invita a comer más de 3 seguidos.

En los últimos años, que la repostería tradicional está siendo testigo de más innovaciones, se han podido encontrar huesos de santo no sólo rellenos de yema, sino también de chocolate, praliné, o incluso yogur. Igualmente, parece que la receta tradicional sigue conservando más adeptos.

Cuajada de Carnaval

Si pensabas que los huesos de santo eran empalagosos, espera a ver de qué se compone este dulce, que como su nombre bien indica, se consume en víspera de Carnaval.

De origen dudoso, ya que se atribuye su autoría a la época mozárabe, pero al llevar cerdo parece una teoría poco creíble, la fecha en la este dulce se empieza ver por las pastelerías granadinas es después de Reyes. el motivo, es que tradicionalmente surgió como manera de dar salida a todos los polvorones y mazapanes que no habían sido consumidos a lo largo del periodo navideño.

Otra de las características de este dulce, es el recipiente que lo contiene, un lebrillo de barro, o lo que en Granada se conoce como fajalauza, cerámica típica de Granada. Este lebrillo es pintado de blanco, y decorado con motivos árabes en tonos verdes y azules, entre los que nos puede faltar el fruto del granado, emblema de la ciudad.

La cuajada de carnaval consiste en ir alternando en este lebrillo, capas de mazapanes, cabello de angel y crema de almendras fritas, cubiertas de azúcar glasé y canela.

Cassata de Los Italianos

En pleno centro de la ciudad, y con recetas artesanales, esta heladería familiar cuenta con gran prestigio tanto en Granada como en toda Andalucía. Sus helados enamoran a todo el que los prueba, y sus creadores, la cuarta generación de unos italianos que en plena Guerra Civil decidieron abrir una heladería, siguen sin querer revelar la fórmula de sus delicias.

Entre sus mejores creaciones se encuentra la cassata, una ya tradicional tarta helada que llena las calles del centro durante los meses de verano. Estos heladeros se inspiraron en el tradicional postre siciliano que comparte nombre con esta tarta helada, y está compuesto por una base de helado cremoso, una capa de sorbete de fruta, nata montada, fruta confitada y todo ello acompañado de crocanti de almendra.

Este postre se sirve dentro de un cucurucho y su tradicional servilleta de papel. Deliciosamente perfecto para las tardes de verano en la calurosa Granada.

Tortas de la Virgen

Toda buena celebración tiene su postre que la homenajea, y la torta de la virgen viene a celebrar el Día de la Virgen  que se celebra el último domingo de cada septiembre. Originalmente esta torta estaba hecha sobre una masa de harina y rellana de una capa de cabello de ángel, pero como ya hemos visto con postres anteriores como el Pionono o los huesos de santo, a día de hoy es bastante típico encontrarla en las pastelerías de Granada rellena de chocolate, crema dulce o incluso nueces.

El Día de la Virgen de las Angustias en Granada con esta torta cuya masa lleva harina, levadura, un tercio de aceite, y el toque especial que se lo da el anís anís.

Tocinillo de cielo de Guadix

Este postre también es tradicional de finales de septiembre, cuando se celebra la procesión de la Virgen de las Angustias. Su origen está estrechamente ligado a la elaboración de vino de la zona, ya que los bodegueros usaban las claras de huevo batidas para limpiar las impurezas de sus caldos.

Para su elaboración se necesita azúcar, claras de huevo, agua, canela y cáscara de limón, con la que se consigue crear una masa, y cubrirla de almíbar. Su nombre se debe a que originalmente también se elaboraba en conventos de manera masiva.

Soplillos de la Alpujarra

Los soplillos, tan tradicionales en la zona de la Alpujarra granadina, son un postre de origen moruno elaborado a base de harina, miel, huevo, aceite de oliva y almendras.

Su elaboración es bien sencilla, y consiste en montar las yemas de huevo con el resto de ingredientes. Esto da lugar a una masa espesa y espumosa, que lleva al horno durante varios minutos y que al enfriarse queda de color blanco y con textura acristalada que se va deshaciendo poco a poco en la lengua.

Torta real de Motril

Este postre, tradicional del pueblo costero de Motril, es conocido como la versión andaluza del mazapán de Toledo. Tiene origen moruno, y se elabora a base de almendras y caña de azúcar, ingrediente que en su época era típico de la vega motrileña.

Dice la leyenda, que su nombre se debe, a que durante la época de Isabel II, un conocido noble de la zona quiso promocionarla entre la corte, y que su consumo se concentra durante los meses de invierno, alrededor de la Navidad.

Esperamos que con este post hayáis podido aprender un poco más sobre la tradición granadina, y la amplia gastronomía que la nutre, no sólo en sus famosas tapas y platos típicos, sino también en sus postres.